Murió el represor Reynaldo Bignone, que fue el último presidente de la Junta militar, entre 1982 y 1983. Tenía 90 años y estaba internado en el Hospital Militar. Había sido condenado en cinco oportunidades por delitos de lesa humanidad: en 2016 fue sentenciado a 20 años de prisión por la desaparición forzada de más de 100 personas durante el Plan Cóndor.

La última condena había sido el 16 de marzo del año pasado, cuando se dictó sentencia en la causa "Colegio Militar" por la desaparición de conscriptos y crímenes en la Guarnición de Campo de Mayo. En ese momento fue condenado a perpetua, entre otros exmilitares, por su rol como exdirector de la institución.



Bignone ocupó la presidencia durante la última dictadura en el período desde el 1° de julio de 1982 al 10 de diciembre de 1983, fecha en la que le entregó el mando al radical Raúl Alfonsín, en la vuelta de la democracia a la Argentina.

Durante su período se creó una comisión investigadora para analizar responsabilidades durante la Guerra de Malvinas y se declaró el "Estado de Emergencia Económica". Además se generó el Acta Institucional que declaró muertos a los desaparecidos y que consideró como "actos de servicio" la represión ilegal. También dictó el Decreto-Ley de autoaministía por los delitos que ocurrieron entre el 25 de mayo de 1973 y el 17 de junio de 1982, decreto que luego fue derogado por el gobierno de Alfonsín.

Contra el dictador pesaban varias condenas perpetuas por delitos de lesa humanidad cometidos durante el régimen: robo de bebés, torturas, privaciones ilegales de la libertad y asociación ilícita eran algunos de los delitos que figuraban en su historial. Bignone había logrado evitar ser juzgado en el histórico proceso contra las Juntas Militares en 1985 pero la derogación de leyes de perdón en 2005 habilitó una gran cantidad de juicios en los que fue condenado.

Bignone murió en un hospital militar bajo arresto, al igual que el exjerarca de la dictadura Luciano Benjamín Menéndez, que murió la semana pasada, también a los 90 años.
Axact

Axact

Vestibulum bibendum felis sit amet dolor auctor molestie. In dignissim eget nibh id dapibus. Fusce et suscipit orci. Aliquam sit amet urna lorem. Duis eu imperdiet nunc, non imperdiet libero.

Post A Comment:

0 comments: