La OTAN sobre las negociaciones entre Kiev y Moscú: "Hay que juzgar las cosas, no las palabras"

#AhoraMisiones La OTAN no se fía de la voluntad de Rusia de alcanzar un acuerdo en las conversaciones que está manteniendo con Ucrania. "Ha mentido muchas veces en el pasado, no ha mostrado tener deseos de llegar a un acuerdo por la vía diplomática, sino a un desenlace militar", ha afirmado el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, este jueves en Bruselas.

"Hay que juzgar a Rusia por sus hechos, no por sus palabras", ha asegurado el secretario general de la OTAN, en respuesta a los mensajes del Kremlin, que ha anunciado una reducción "drástica" de sus operaciones en el norte, en el área de Kiev y Chernígov “para aumentar la confianza mutua” en las conversaciones de paz.

Es una zona en la que las tropas rusas se habían estancado en gran medida –alrededor de Kiev, Ucrania está contraatacando–, mientras sus mayores avances están en el sur y el este. "Podemos esperar acciones ofensivas con más sufrimiento", ha dicho Stoltenberg, quien añadió que "Rusia debe terminar esta guerra, retirando las tropas y entrando en un diálogo sincero. Damos la bienvenida a todo esfuerzo, incluidas las conversaciones en Turquía, pero hemos visto pocos deseos en Rusia de buscar soluciones políticas. Necesitamos juzgar a Rusia por sus acciones, no por sus palabras".

“De acuerdo con nuestros servicios de información", ha dicho el militar noruego, "las unidades rusas no se están retirando, sino reposicionando. Rusia está tratando de reagruparse, reabastecerse y reforzar su ofensiva en la región del Donbás. Al mismo tiempo, Rusia mantiene la presión sobre Kiev y otras ciudades”.

El secretario general de la OTAN defiende que existe "un vínculo entre el campo de batalla y la mesa de negociación, y la OTAN intenta reforzar la posición ucraniana en la mesa con el envío de armas". ¿Hasta cuándo? "Hay que seguir enviando armas tanto como sea necesario. Lo que vemos es que Rusia sigue con su idea de un desenlace militar en Ucrania. No vemos cambio real en los principales objetivos rusos", dice Stoltenberg.

En este sentido, el noruego ha llamado la atención sobre las consecuencias que está teniendo el bloqueo ruso de los puertos del mar Negro: "El mar Negro es importante para la OTAN, pero los puertos también son claves para exportar grano y alimentos, y el bloqueo de los puertos está siendo un problema para todo el mundo, de precios y de desabastecimiento".

En cuanto a la posibilidad de que Finlandia pida su ingreso en la Alianza Atlántica, Stoltenberg ha reconocido que "es una decisión soberana de Finlandia", al tiempo que ha aventurado que el país sería "bienvenido rápidamente".

AGB





Publicar un comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente

AdSense

Publicidad

Publicidad